He de decir que me costó bastante escribir este artículo, primero porque me entró muchísima hambre y segundo porque me tuve que pegar una siesta de 4 horas.

Y es que decidí pedir comida a domicilio a la pizzería de mi barrio que ahora tienen la opción de hacer los pedidos por internet. 

Me sentí como un niño con un catálogo de juguetes y empecé a pedir de todo, que si una pizza cuatro quesos,  unas alitas de pollo, patatas fritas con queso y bacón, un refresco de 2 litros y obviamente no podía faltar mi postre favorito, arroz con leche.

Por lo que me quedé pensando. ¿Cómo es posible que me haya saltado la dieta pidiendo tanta comida? 

¿Es obvio, no? He picado el anzuelo.

  • Imágenes de los platos
  • Descripción de los ingredientes
  • Listado de precios
  • Pago con tarjeta o cuenta PayPal
  • Ahorro de tiempo y dinero 

Todo esto junto el hambre que me poseía, la comodidad de pedir tumbado en el sofá y tomarme mi tiempo en hacerlo, despertó en mí un cúmulo de emociones que me hicieron pedir más de lo normal y darle al repartidor su tan merecida propina.

*En 2019 sólo los pedidos realizados por internet aportaron a la economía española más de 600 millones de euros.

Desgraciadamente por la crisis ocasionada por el covid-19 muchos de nuestros tan preciados restaurantes han tenido que cerrar sus puertas, mientras los que se lo han podido permitir se han re inventado explotando al máximo la opción de pedidos online ya sea registrándose en plataformas de comida a domicilio donde el cliente debe pagar un sobrecoste o bien la opción de ordenar mediante la propia página web de la empresa donde el consumidor se lo ahorra.

A menudo las empresas recurren a planes de marketing y publicaciones descabelladas para aumentar su clientela y a su vez las ventas, como es el caso de la empresa americana de pedidos online  Eat24 (Grubhub) que gracias a publicarse en páginas porno incrementó sus ventas con creces consiguiendo a más de 25.000 restaurantes registrados, convirtiéndose en el punto de mira de los inversores.¿Te sigue pareciendo descabellado?

Un restaurante sea lo grande que sea siempre tiene un aforo de comensales limitado pero si le sumamos la opción de pedidos take-away y online triplicamos el número ventas. 

 ¡Toc-toc!  ¡Creo que mi pedido ya está aquí! 🥳

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s